expr:class='"loading" + data:blog.mobileClass'>

Siguen mi histeria:

15 jun. 2011

una anécdota que nunca voy a olvidar...

Si en este momento me pregunta quién es la persona más importante para mi, yo respondo sin dudarlo: "mi mejor amiga"... Ella es la persona con la cual tengo hermosos recuerdos, obviamente que tenemos nuestras peleas, pero siempre se solucionan, el problema es que tenemos personalidades muy fuertes, entonces a la hora de discutir un tema, solemos chocar, porque no tenemos un ideal muy parecido. En fin, últimamente nos venimos acordando de una situación que vivimos juntas en enero de este año, creo que es uno de los momentos más graciosos que viví a su lado. Fue un día que vino a dormir a casa, me acuerdo que la idea era que viniera 1 día, pero al final se quedó dos días. El primer día, como todos sabrán a la noche, el tiempo pasa muy rápido, entonces cuando nos queríamos acordar, miramos el reloj y nos dimos cuenta que eran las 5:30 am, ya a esa hora no tenes más opción que seguir de largo, pero el aburrimiento nos mataba. Revisamos todo para ver qué podíamos hacer, y se nos ocurrió hacer una torta. Todo iba bien, nada más que estábamos un poco dormidas, con lo cual, a mi se me fue la mano con la leche, me acuerdo que ani se había manchado su jean nuevo (lo había estrenado ese día) y una media, y ni te cuento el desastre que era la cocina.
Nos preparamos unos mates para esperar que se cocine la torta, y a cada rato prendíamos la luz del horno para ver como iba. Hasta que en un momento la torta se abrió y empezó a rebalsar como si fuera un volcán. De la desesperación apagamos el horno, y con mucho cuidado la sacamos y ella (porque yo soy pésima en eso) limpió el horno, que era un desastre. 
En sí, el borde de la torta estaba echo, pero estaba caliente. Para comer por lo menos el borde no tuvimos mejor idea que ponerle helado a la torta (algo único). Pero en un momento nos dimos cuenta que estaba horrible, con lo cual, para no dar explicaciones del enchastre cuando todos se levantaran, no tuvimos mejor idea que poner toda la torta, las cosas que habíamos usado para hacerla en una bolsa y tirarla para la casa de al lado... En fin, lo más gracioso de todo esto es que hace poco, vinieron a quejarse unos vecinos de que les habíamos manchado la pared.
Conclusión: Ani, no servimos para esto... 


 nosotras haciendo la torta en el piso del patio porque hacia calor...

 La torta "helada"...

Ani quemándose... esta foto es mi preferida, porque yo saque la foto, y en ese momento ani mientras me decía que se quemaba me insultaba "amorosamente"...

No hay comentarios: