expr:class='"loading" + data:blog.mobileClass'>

Siguen mi histeria:

1 feb. 2014

Dame un silencio y algo similar a una melodia aparecerá. Se lo que paso, se que se siente, pero algo ocurre adentro mio, algo como la lluvia, una noche, la abrumación que me dio una canción, un deseo, una señal, un adios. Pero seguis ahi, seguis alla, y me seguis en el pensamiento mas profundo que tuve dentro del intervalo entre cielo y tierra un año atras. Por un segundo mas doy todo, por un minuto desvivo la aventura de pensar que va a ser mejor mañana cuando despierte y toda la abrumante asfixie oscura se haya ido. Mi señal, mi deseo, mi intención hacia avanzar por la niebla, mi sentimiento salvaje, mi furia al correr por un desierto, mi grito que se escuchó y nada mas.
Y la melodía se encuentra en un buen recuerdo, el sonido que acompaña una imitación del norte, viento del este, una primera vez con encanto, y una necesidad nueva frente a una ilusión. Iba en el camino mas fino, equilibrandome con los brazos, paso por paso, contando las estrellas. Cuando el lamento que provoca el miedo apareció. Se acercó con preguntas, hipótesis, deducciones, suposiciones, y nunca, nunca algo bueno podría estar pasando, no hay qué disfrutar si estas en medio de un problema tan grande como tu ser, tan grande como un abrazo y la esencia tan perfecta de bienestar momentáneo. Ocasión, eso es lo que fue, una ocasión de felicidad, un momento único como uno, y la felicidad al ver que de vos se acordó, la sonrisa que te contagia una sensación, la inexplicable incertidumbre y el placer al ver que a vos te necesita
Ellos son mi gran ejemplo..

No hay comentarios: